Muy interesante

Perros negros diabólicos

Existe una larga tradición sobre los supuestos perros del más allá. En muchos países los llaman “perros del infierno” o simplemente, “canes fantasmales”. Están asociados a criaturas que hacen su aparición siempre en zonas boscosas o escenarios nocturnos donde surgen envueltos entre tinieblas, difuminados casi en el ambiente pero evidenciando una llamativa musculatura y unos ojos brillantes.

Pueden preceder a una muerte, e incluso estar unidos a zonas en las cuales ocurrieron muertes o desastres en el pasado, nunca queda claro. Pero es tan larga su tradición que incluso Arthur Conan Doyle lo utilizó como motivo para uno de sus cuentos más famosos:“El sabueso de los Baskerville”. La historia, ambientada en Dartmoor, estaba basada en un tal Richard Cabell a la vez que en una leyenda local sobre un perro fantasmal, concretamente en la zona de Cromer. Ahí donde, según dicen, aún anda un animal singular que transita los caminos existentes entre Overstrand en el este, y East Runton en el oeste.

Perros Espectrales 

Aunque los avistamientos de los perros negros demoníacos se han registrado en todo el mundo, podemos encontrar referencias en la literatura inglesa en forma de historia en el clásico de Sir Arthur Conan Doyle, “El perro de los Baskerville”. Los expertos en lo paranormal creen que el perro negro demoníaco es esencialmente una aparición nocturna, que a menudo se asocia con el diablo, y su aparición suele ser considerado como un presagio de la muerte. A menudo se asocia con las tormentas eléctricas y también con cruces de carretera, cementerios, antiguas vías y yacimientos prehistóricos. Muchos de estos lugares se asocian con lo siniestro, ya que son considerados lugares liminares, donde se cree que el velo entre los mundos suele será más delgado.

originalhellhound

En otros lugares del mundo los perros negros también son vistos como guardianes de tesoros, especialmente en Escocia, donde se cree que un perro negro custodia el tesoro enterrado debajo de una piedra cerca Murthley en Perthshire. Los orígenes del perro negro son difíciles de discernir, ya que cuenta con numerosos precedentes en una amplia gama de mitos europeos. Por ejemplo, está el Pooka que cambia de forma en el folclore celta, que se dice que tiene una predilección por asumir la apariencia de un sabueso espectral cuando aparece en su forma de animal. Es de destacar que a lo largo de la mitología europea los perros negros parecen tener una asociación casi universal con la muerte: los galeses lo llaman Cŵn Annwn, los sabuesos del infierno; los nórdicos Garmr, el perro guardián que guardaba las puertas del infierno; y el Cerbero griego, el perro de tres cabezas que impedía que se cruzara el río Styx para nunca escapar.

La descripción de la criatura

Como hemos comentado anteriormente, son muchas las personas que dicen haber sido testigos de estas criaturas. Según estos testigos los perros del infierno aúllan de una manera tan fuerte que tienen que taparse los oídos. Estas grandes bestias negras se dice que pesan unos 68 kilos y pueden llegar a comerse a una vaca entera. Según los investigadores, los perros del diablo tienden a ser más grandes en la parte sur del mundo. Algunos describen sus ojos de color negro oscuro o de rojo sangre, incluso plata o azul. Se dice que antes de su aparición se puede oler a azufre, además de tener extrañas capacidades sobre otras criaturas incluyendo los seres humanos. En ocasiones son capaces de desaparecer sin dejar ni rastro, pero lo que están de acuerdo todas las personas que lo han visto es que se componen de las sombras del mal.

Experiencias a nuestros días

“La primera vez que vi un perro negro no vi sus ojos. Yo estaba conduciendo a mi casa desde la casa de un amigo y de repente me comencé a sentir algo mal, sentí como algo me estaba persiguiendo detrás de mí. Y antes de llegar a una curva vi a un enorme perro negro con sangre alrededor de él y lo primero que pensé fue en detenerme. Entonces algo me dijo que no me detuviera. Continúe el camino a casa, pero continuaba sintiendo que algo me perseguía. A la mañana hablé con unos amigos que tomaban el mismo camino y les pregunté si vieron algún tipo de animal, pero ellos me dijeron que había nada allí. Y sabía que esa cosa era real, que lo que había visto no era ninguna alucinación, entonces me comencé a preguntar si la aparición de esa bestia era algún tipo de presagio.”

Cerbero, el perro negro más conocido

Los expertos creen que la aparición de los perros demoníacos pueda tener su origen en el famoso Cerbero, el perro de Hades en la mitología griega. Cerbero era el perro gigante que guardaba las puertas de Hades destinado a evitar que los fantasmas de los muertos salgan del inframundo.

269819

Él se encuentra en la orilla del rio Styx que colinda con el inframundo. Río Styx, según las leyendas griegas es un supuesto límite entre la tierra y el inframundo. Sus aguas tienen poderes milagrosos que pueden hacer que cuando una persona se bañe en él, sea inmortal. Por lo tanto, el río también necesita ser custodiado, una tarea que también la realiza Cerbero. Según los escritos, Cerbero ha sido descrito como un perro de tres cabezas con cola de serpiente, melena y garras de león.

La Realidad o el Mito

Son muchos los testimonios que explican que han tenido experiencias bastante sobrecogedoras al encontrarse con este tipo de animales en medio de la noche porcarreteras secundarias o incluso por caminos poco transitados. Obviamente encontrarse con perros perdidos es algo tan habitual como lamentable a su vez, animales que vagan perdidos en su triste abandono, sin rumbo fijo. Pero lo que no es tan común es la percepción de todos esos testigos, que afirman poder diferenciarlos de los perros normales, ya que los “canes fantasmales” aparecen de la nada, envueltos en niebla y mirándonos de modo desafiante con sus miradas sobrenaturales. Breves encuentros cargados por una extraña incomodidad y un profundo terror.

Leyendas

En algunas zonas de Escocia, los perros negros carecen de simbología siniestra. Al contrario, son guardianes de tesoros, de hecho se cree que uno de ellos custodia un tesoro enterrado bajo una piedra cerca Murthley en Perthshire. El folclore celta, por su parte, habla de los perros negros o los sabuesos espectrales, como seres que pueden cambiar de forma y transformarse en hombres a voluntad propia.

Los galeses, por su parte, los llaman Cŵn Annwn, los sabuesos del infierno; mientras que los nórdicos tienen a su vez una denominación también especial, son los llamados Garmr,perros guardianes de esos límites que separan el mundo de los vivos del de los muertos, y más aún… del mismísimo infierno. Historias diferentes pero todas ellas hilando un origen común: el de las apariciones de esos perros oscuros capaces de infundirnos un auténtico pavor.

Está claro que para los más escépticos simplemente se trata de mitos y leyendas, pero lo que es seguro es que para todos aquellos que han tenido una experiencia con esta criatura demoníaca es toda una realidad.

Deja un Comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: