Súcubos: Encuentros reales con demonios deseosos de hombres

A lo largo de nuestra historia y en diferentes culturas de todo el mundo hay historias de demonios en forma femenina, que parece seducir a los hombres y robar su energía vital. Más comúnmente llamado súcubo, que proviene de la palabra latina succuba, que significa “amante”, estos demonios toman varias apariencias y están dotados de diferentes poderes según las tradiciones, pero generalmente siguen la idea de que usan la actividad sexual para atacar a sus presas, a menudo en el reino de los sueños, atrayendo a sus víctimas y alimentarse de ellas.

Los demonios sexuales súcubos están representados de una forma u otra dependiendo del lugar y la religión, incluyendo el cristianismo, el judaísmo y el islam, así como las leyendas de innumerables culturas remotas. Ya que estamos hablando de hombres, muchas de las leyendas describen la experiencia como algo agradable, pero que viene seguido de agotamiento, aterradoras visiones, locura e incluso la muerte.

Súcubos a lo largo de la historia

Los supuestos encuentros con los súcubos reales se remontan a hace cientos de años. Una experiencia real la encontramos en el siglo XI, cuando Gerberto de Aurillac, quien se convirtió en el Papa Silvestre II (999-1003), un día conoció a una misteriosa mujer cuando era joven. La mujer se hacía llamar Meridiana, y le ofreció todos los pecados carnales, sexo y lujuria que cualquier persona podría desear más allá de sus sueños, así como riqueza, buena fortuna y el conocimiento de las artes místicas. Y todo esto lo obtendría si se mantenía fiel a ella.

Gerberto accedió con el pacto, y posteriormente consiguió en poco tiempo ascender de cargo en la iglesia, al mismo tiempo que satisfacía todos sus deseos carnales con Meridiana, bastante en contra de sus votos. Esto se prolongó hasta que un día la mujer predijo que Gerberto, que en ese momento era Papa, moriría por sus pecados. Se arrepentiría y moriría tal como estaba previsto, y hasta el día de hoy se dice que su tumba “suda” justo antes de la muerte de un Papa. Ya sea una leyenda o no, se dice que esta misteriosa mujer era una súcubo.

sucubos demonios hombres - Súcubos: Encuentros reales con demonios deseosos de hombres

En el siglo XVII nos encontramos con la historia de un hombre llamado Johannes Junius, quien fue alcalde de la ciudad alemana de Bamberg y condenado por brujería y quemado en la hoguera en 1628. Antes de su ejecución, confesó que en 1624 había sido seducido por una mujer que se reveló a sí misma como un súcubo y exigió que renunciara a Dios. El hombre asustado decidió tomar el nombre de “Krix”, un nombre de brujo, y desde ese momento se implicó en el mundo de las brujas y sus sabbats, y asistiendo a las misas negras. Pero Junius insistió firmemente en que se negó a sacrificar humanos, a pesar de que el demonio le pidió que lo hiciera.

Estas son solo algunas historias de encuentros con súcubos a lo largo de nuestra historia, pero hay muchos más, por lo que nos deja la siguiente pregunta. ¿Son estas leyendas simplemente sueños sugestivos, o hay algo más que no podemos explicar?

Explicaciones científicas

La principal explicación racional de todo esto es que son leyendas basadas en un fenómeno conocido como “parálisis del sueño”, en el que nos despertamos en un momento entre el sueño y la vigilia, donde los sueños pueden continuar y ser percibidos como muy reales. Dado que nos mantenemos en nuestro estado de sueño paralítico, podemos sentir que no podemos movernos, y la figura del sueño puede tomar muchas formas dependiendo de lo que esperamos ver.

Según Al Cheyne, profesor emérito del Departamento de Psicología de la Universidad de Waterloo, la parálisis del sueño es una condición en la cual una persona, acostada en posición supina, a punto de quedarse dormida, o simplemente al despertarse del sueño, se da cuenta de que no puede moverse, hablar o gritar. Esto puede dura unos segundos o varios momentos, ocasionalmente más tiempo. Las personas con frecuencia informan que sienten una “presencia”que a menudo se describe como malévola, amenazadora o malvada. Además del sentimiento intenso de terror.

La investigación de Cheyne muestra que hasta el 40 por ciento de la población ha tenido esa experiencia al menos una vez. La parálisis es causada por la liberación de hormonas durante el sueño REM (movimiento ocular rápido), un estado de sueño que paraliza el cuerpo y evita que actúe el contenido del sueño. Por lo general, las hormonas se disipan antes de que el sueño termine y el soñador despierte. Sin embargo, en casos raros, las hormonas todavía están suprimiendo las funciones motoras del cuerpo cuando el durmiente se despierta y se encuentra paralizado. El cerebro despierto intenta encontrar una explicación racional para esta parálisis e inventa la presencia o entidad maligna.

sucubos encuentros demonios - Súcubos: Encuentros reales con demonios deseosos de hombres

En casos aún más raros, el fenómeno se acompaña de horribles alucinaciones, como formas negras, demonios, serpientes, la llamada vieja bruja, e incluso extraterrestres grises. Algunos científicos creen que la profunda sensación de parálisis podría ser una forma humana latente de “inmovilidad tónica”, la acción de fingir la muerte en la que los animales suelen confiar cuando son acosados, perseguidos, capturados y atacados, una estrategia de último recurso inducida por el miedo.

Remedios espirituales

Entonces, ¿cuál es el remedio para un ataque de súcubos? Lo primero que tiene que hacer una persona que está sufriendo este tipo de experiencias es acudir a un médico. Sin duda, la ayuda psiquiátrica sería recomendada para personas que han experimentado un trauma en concreto. Pero en algunos casos extremos, ningún médico puede ayudar. Entonces, debemos de pensar en la posibilidad de protección espiritual. Como ya publicamos en Mundo Esotérico y Paranormal, la primera recomendación es no tener miedo, ya que hay que recordar que somos más poderosos que cualquier otra entidad sobrenatural.

Una vez entendido esto, podemos visualizar una burbuja dorada o círculo de luz, formando así una especie de aura de energía envolviéndote. También tienes la opción de la sal, que es un poderoso protector contra las energías más oscuras. Si deseas un método más espiritual entonces puede solicitar ayuda a tus guías espirituales. Y, por último, dado que la firme creencia en los demonios está arraigada en algunas culturas y religiones, realizar un exorcismo podría ser una solución viable.

Anuncios

Deja un Comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.